~Basta~

Lo voy a escribir solo una vez.
Basta.
He sido lo suficiente clara, ¿no?
Comprendo que tu vida no sea la de princesa de cuento, que tengas el mal humor encima todos los días o que no te guste que te hable. Lo entiendo, pero eso no tiene peso para que me trates de la manera que lo estás haciendo.
No soporto que me grites. Ya recibo gritos suficientes en casa.
No quiero que me mires con esa cara de asco que no se te va, por que no soy un monstruo creado para hacerte daño, ¿sabes?
No hace falta que me hables en ese tono, ni con esa dureza, ni con esas palabras.
Me cansas.
Hay que dejarte tranquila cuando te pones gilipollas, lo sé, pero no voy a permitir que me pases por encima como si fuese una puta mierda, o como si valieses más que yo. Por que no es así. Por que tú no eres más que yo ni más que nadie (ni yo tampoco), por que no por tener un carácter de mierda te voy a tratar con la delicadeza de un bebé.
Tengo sentimientos, y aunque intento esconderlos, siguen ahí. Y me duelen, y me molestan, y hacen de mi corazón un manojo de nervios cuando te oigo con esa voz de odio.
Y me duele aún más que seas tú.
No creo que seamos amigas siempre, tampoco te lo pido. Las relaciones se rompen, la gente se distancia, las personas cambian con el tiempo y yo soy totalmente consciente. Tú también.
Personas nuevas llegan y ocupan el lugar que estoy dejando vacío, y créeme, que lo acepto.
Pero si quieres que salga de tu vida no tienes más que decírmelo.
No me andes con rodeos ni con insultos por que no lo soporto.

Comentarios

Poesía entrópica