Poesía 27

Yo seré de izquierdas o de derechas
dependiendo de qué lado de la cama prefieras,
me atreveré a desafiar la normas
siempre que vengas conmigo
y sólo conduciré por las curvas peligrosas
que tiene tu espalda.

Yo iré de lado a lado,
rodaré entre las sábanas
y me quedaré mirando el cielo encapotado,
sólo y únicamente
si te quedas conmigo.

Y si no,
pues también haré todas esas cosas,
sola y vencida un vez más.
Las haré echándote de menos
y los dos sabemos que no serán ni la mitad de especiales que serían
si estuvieses conmigo.

Seré la mitad de mí misma,
una cuarta parte de mi vida
y la última mierda de todo lo que podríamos haber llegado a ser.

Pero en esto
o lo tomas
o lo dejas,
o arriesgas
o ganas
o callas
y pierdes.

Aunque sinceramente,
contigo es muy difícil perder.


Poesía entrópica