Mi Musa Callejera.

Mi musa es callejera. Está andando por las calles por que odia quedarse parada y no para. Me estoy volviendo loca por que hace días que no se pasa por mi vida. Y le echo de menos. Mi Musa Callejera no deja de escaparse en aviones, de naufragar en poemas y de esconderse entre libros. Ella es así de camaleónica. Le gusta cambiar de aires y no se da cuenta de la putada que me hace cada vez que se va.
Ahora es ella la que escribe del amor y de sus putadas, escribe de las historias que pueden darse en un aeropuerto y de piratas. Le gusta ser libre. Canta, baila y se mira al espejo deseando verse guapa. Pero joder, es que es preciosa. Mi Musa Callejera callejea por los corazones de todo el mundo, por que tiene esa capacidad tan especial de meterse dentro del pecho de la gente. Y su poesía... joder con su poesía. Ella se ríe, no para de reír en todo momento. Mi Musa Callejera se parece a mi Chica Revolucionaria. Es una chica luchadora y cree que es débil, pero sus paredes han soportado todo. Es fuerte por que se ha salvado de su peor enemigo, ella misma. Ama como sólo ella sabe amar. 
Y le echo de menos. 

Mi Musa Callejera es única, y no quiero que se olvide nunca de que le quiero. 

Comentarios

Publicar un comentario

Poesía entrópica